Control y gestión de finanzas

¿Qué hago si me sobra plata? 4 formas inteligentes de gastarla

¿Este mes te sobró algo de plata y no sabes qué hacer con ella? Nuestros expertos en finanzas te recomiendan las cuatro mejores formas de gastarla.

Por:
Daniela Aldana Valencia
|
January 2022

¡Tu negocio va viento en popa! Los clientes hacen fila para comprar, lograste ordenar tus finanzas y ya has pagado todas tus deudas. Poco a poco, el dinero comienza a desbordar tus bolsillos.

Pero… ¿qué hacer cuando te sobra algo de plata? ¿Ahorrar, multiplicar, gastar... o usarla para ti?

¡Te ayudamos a escoger la mejor opción para ti!

Si te sobró plata este mes, te ayudamos a elegir en qué gastarla


Primero lo primero: ¿te sobra el dinero?

Para comenzar, voy a pedirte que te asegures que ese dinero que crees que te sobra… realmente sobra. Muchas veces pasa que, por algún motivo y de repente, entra en tu caja una gran cantidad de dinero. Ya sea por un mes de grandes ventas o el haber cobrado un crédito, puede pasar que la columna de “ingresos” se engrose. Pero eso no significa que el dinero te esté sobrando.

Antes de elegir en qué gastar tu dinero, asegúrate de que no tienes ninguna deuda pendiente o gasto urgente para el que lo necesites.

Antes de utilizarlo en alguna de las opciones que te presentaremos aquí, fíjate de no tener ningún gasto pendiente. ¿Has terminado de pagar tus deudas? ¿No tienes compras en cuotas a futuro? ¿Separaste el dinero necesario para suministros? ¿Te ha quedado algún arreglo urgente relacionado a tu negocio? Si ya has chequeado que no queda ningún pago pendiente, ¡entonces efectivamente tienes un sobrante!

Extra tip: para tener siempre tu caja al día, registra lo que cobras y lo que pagas por WhatsApp con Qentaz.

Recibe reportes, conoce cuánto ganas y cuál de tus productos es el más vendido, regístrate ¡gratis! Haciendo click aquí.

Ahora al punto, ¿qué hacer con mi ganancia?

En caso de que tengas un sobrante de dinero, tienes varias opciones: ahorrarlo, reinvertirlo multiplicarlo o utilizarlo para ti. Vamos a ver cada una de ellas:


Ahorra en un fondo de emergencia

Así como es bueno que cada persona tenga un dinero ahorrado para emergencias, lo mismo pasa para el negocio. El fondo de emergencia es un capital de reserva para cubrir cualquier imprevisto que requiera una gran cantidad de plata que no tenías planeado gastar.

Por ejemplo, si ocurre un accidente, si las ventas no son suficientes para cubrir gastos, o cualquier razón externa al negocio que no esté en tus manos controlar. Con la pandemia, muchísimos emprendedores redujeron sus ventas y debieron recurrir a sus ahorros para mantenerse en pie.

Eso sí: es muy importante que tu fondo de emergencias para el negocio esté separado de tu ahorro personal, para que tengas súper claro en qué puedes usar cada cosa.

Contar con un fondo de emergencia es muy importante para cualquier negocio.


Reinvierte en tu negocio

En palabras simples, reinvertir es utilizar el dinero sobrante para comprar cosas útiles para tu negocio. La reinversión es la mejor forma de utilizar tu dinero si recién comienzas a emprender, porque permite que tu plata haga crecer ese emprendimiento.

Cuando tienes un excedente de dinero, puedes reinvertir en cosas como pagar publicidad en redes sociales, sumar más variedad de productos, actualizar tu equipamiento (desde muebles hasta tu teléfono u ordenador), contratar un servicio útil o un empleado, etcétera.

Un consejo aquí: aquello en lo que decidas reinvertir siempre debe ir de acuerdo con el plan de negocio, es decir, con tus objetivos a largo plazo (y si no tienes tus objetivos de negocio, puedes aprender a definirlos haciendo click aquí).

Usar el dinero para mejorar tu negocio es una gran opción si recién estás empezando.


Invierte y multiplica el dinero

Invertir siempre conlleva un riesgo, pero tomándolo puedes lograr que tu plata se multiplique sin demasiado esfuerzo. Para hacerlo, debes evaluar cuánto riesgo eres capaz de tomar, dependiendo de cuánto dinero quieras generar. A mayor riesgo, mayor rentabilidad esperada.

Si no tienes mucho conocimiento del mundo de la inversión, existen diferentes opciones súper fáciles para empezar. Aquí te recomendamos dos: los fondos de inversión colectiva (FIC) que los puedes encontrar a través de una fiduciaria, y fintechs como Ualet, Tyba o Tpaga.

Invertir tu dinero puede hacer que se multiplique, pero siempre conlleva algún riesgo.


Compensación para el dueño del negocio (¡sí, tú!)

Por último, parte de la ganancia puede ir a tu propio bolsillo, como compensación personal para ti. Este dinero es para tu uso propio, sale de las finanzas de tu negocio para ir a tus finanzas personales, y puedes usarlo para lo que gustes o necesites.

Advertencia: no confundas la compensación del negocio con el sueldo que separas todos los meses para ti. ¡Esto es un extra!

¡También puedes separar el dinero para tu uso personal!


Daniela Aldana Valencia

CEO & Co-founder

Las finanzas, la tecnología y el emprendimiento son los grandes propulsores del desarrollo, así que decidí enfocarme en estos temas, ya que estoy convencida de que nacimos para ser agentes de cambio y dejar un impacto positivo en la sociedad.

Conectemos: LinkedIn

También te recomendamos: