Control y gestión de finanzas

El cierre de caja: todo sobre el corazón de tu negocio

¿Calculas cada día cuánto ganaste trabajando? Entonces estás haciendo tu cierre de caja. Aprende a hacerlo mejor y sin esfuerzo, aquí.

Por:
Daniela Aldana Valencia
|
April 2022

Probablemente no sabías que lo haces, pero tanto si tienes un negocio como si emprendes en un servicio, seguro realizas todos los días tu cierre de caja.

¿Sabías que cuando cuentas el dinero que ganaste en el día estás haciendo tu cierre de caja?

¿Qué es el cierre de caja?

Te lo cuento en palabras simples: Haces tu cierre de caja cuando cuentas con cuánto dinero terminaste tu día laboral. Para eso debes conocer con cuánta plata comenzaste tu día, y cuáles fueron tus ingresos y gastos a lo largo de la jornada de trabajo. Como ves, no necesitas tener una caja física para hacer un cierre de caja. 

La idea de este recuento es llevar un control de tu dinero: esto te permitirá definir cuánta plata está generando tu negocio, si puedes pagar a tus proveedores, o si necesitas apurarte en el cobro de lo que te deben porque te está faltando efectivo. También te ayuda a separar tus finanzas de las del negocio, saber en qué se te está yendo tu dinero… y mucho más. 

Por todo esto, esta información es realmente el corazón de tu negocio.

Realizar tu cierre de caja cada día es muy importante para conocer cómo va tu negocio.

Un cierre de caja solo puede hacerse bien si se anota de manera rigurosa el dinero que ingresa (por los productos o servicios vendidos) y el dinero que sale (por pagos de materiales de trabajo, impuestos, proveedores, etcétera).

¿Y cómo lo hago?

Para hacerlo, cuentas con varias opciones. La primera es hacerlo a mano: anotas en un cuadernito cada venta que cierres y cada pago que realices, para, al final del día, contar si coincide con la plata que tienes en el bolsillo. Esto puede llevar algo de tiempo, pero es muy importante que lo hagas cada día.

Otra opción es anotar en un archivo de Excel. Aunque aprender a utilizarlo puede resultar tedioso, es una manera útil de hacer las cuentas cada día, hacer comparaciones y llevar un registro muy difícil de perder.

Para hacer tu cierre de caja, puedes anotar en un cuaderno o utilizar un Excel, aunque esto te puede resultar algo tedioso.

La última opción es la más simple: llevarlas por WhatsApp. Seguro utilizas WhatsApp todo el tiempo, por lo que te será más que sencillo recordar anotar tus cuentas.

Con Qentaz, no tienes que hacer tu cierre de caja: ¡Qentaz lo hace por ti!

Tú escribes como mensajes el dinero que pagas y recibes, y al final del día pides el cierre. ¿Lo mejor? Es gratis, solo tienes que registrarte, y puedes hacerlo en un minuto haciendo click aquí.

Con Qentaz, tu cierre de caja es automático y se realiza cuando lo pides. ¡Súper fácil!

Daniela Aldana Valencia

CEO & Co-founder

Las finanzas, la tecnología y el emprendimiento son los grandes propulsores del desarrollo, así que decidí enfocarme en estos temas, ya que estoy convencida de que nacimos para ser agentes de cambio y dejar un impacto positivo en la sociedad.

Conectemos: LinkedIn

También te recomendamos: